Si eres mi jefe no leas ésto

Últimamente -durante los últimos 10 años, más o menos desde que alcancé la edad adulta – he estado pensando sobre mi …

¿Cómo puedo llamarlo?

¿Falta de compromiso?

¿Necesidad de responsabilidad?

¿Falta de motivación?

Necesidad de disciplina?

Una y otra vez llego a este momento donde mi interés del momento se convierte en pasado. Así como así.

Lo que me interesaba hoy, me apasionaba hasta para investigar, estudiar el tema y luego me motivó a actuar, simplemente deja de ocupar espacio en mi mente. ¡En un segundo!

Me explico:

Una vez que algo está en mi cabeza, eso es todo: Me obsesiono. voy a hacerlo y no solo lo voy a hacer, pero una vez hecho va a ser perfecto.

…El problema, por supuesto, es que muchas veces no llego a esa “etapa perfecta” para la que planifiqué e invertí tanto.

Así es como sucede:

Estoy profundizando en el tema de mi interés cuando de repente algo más me llama la atención y el elemento anterior simplemente queda colgado.

Y me pregunto:

¿Cómo puede ser ésto cuando estaba tan comprometida?

¡Invertí tanto tiempo!

¡Ocupaba un montón de terreno en mi mente!

Pensando más en el asunto:

Antes posponía las cosas que quería hacer … ahora ESO me es imposible gracias a la lista interminable de tareas que mi nuevo hábito está desarrollando.

Es que.. quiero hacerlo todo. …¡Al mismo tiempo!

Será que soy demasiado ambiciosa? Lol

Si alguien tiene una respuesta a mi problema, por favor dígame ahora y lo mantendré informado.

Mientras tanto, concluyo que mi camino hacia el valle de la productividad está evolucionando.

Eso en realidad no está tan mal.

¡Besos! Adriana

A %d blogueros les gusta esto: